Todos los que tenemos una hipoteca sobre nuestra vivienda habitual tenemos el derecho a deducirnos anualmente un porcentaje de las cantidades que pagamos al banco en el año anterior por el préstamo hipotecario. Así que tendremos que hacer números y ver que cuotas y amortizaciones anticipadas pagamos al banco el año anterior para hacer la declaración de la Renta en este año.

<!–[if !supportEmptyParas]–> <!–[endif]–>
Si son los 2 primeros años de la hipoteca podemos deducir el 25% hasta los primeros 4.507,59 Euros y un 15% hasta 9.015,18 Euros restantes.

<!–[if !supportEmptyParas]–> <!–[endif]–>
En los siguientes años nos deduciremos un 15% hasta 9.015,18 Euros.

<!–[if !supportEmptyParas]–> <!–[endif]–>
A partir del 2007 se pondrá en marcha la reforma del IRPF. Uno de sus apartados será la eliminación de la desgravación del 25% los 2 primeros años. Será efectiva cuando hagamos la Declaración de la Renta del 2008.