Los empleados de banco podrían soportar una subida en las hipotecas

No es sorpresa que los bancos en este momento liberan una fuerte batalla interna contra los tipos de interés que son negativos, que se encuentran de igual manera dentro de su institución.

Se nombra de condiciones que son preferentes en donde se han acreditado de una manera habitual los préstamos a sus empleados, los cuales se han convertido en otro elemento de visión sobre los márgenes del negocio.Gastos de la hipoteca

Ahora bien, la decaída del Euribor ha hecho que los cliente que poseen más antigüedad que han contratado hipotecas con diferencias mínimos dentro del entorno a los 20 puntos básicos, se topen con la notificación de que no han pagado los intereses.

Lo cual, hace que los empleados de los bancos vean por un pago de interés mínimo que es de 0.1%.

Por ahora, tal parece que las entidades ya se han logrado curar en salud al momento de negociar el convenio de banca del 2016, cuando fue establecido el tipo de interés para las hipotecas de un Euribor que era más que 0.15 “sin que en ningún caso pueda resultar un interés negativo” dentro del convenio del ahorro, que dicho sostiene las antiguas cajas y entidades como Bankia o CaixaBank con un interés equivalente de 70% de Euribor y un suelo de 0.5%.

¿Qué sucede con las diferentes entidades?

Hay que tener en cuenta que cada una de las entidades poseen con diferentes condiciones especializadas, en gran parte de los casos son favorables que aquellos convenios sectoriales. Aun que es importante mencionar que dichos convenios ya han vencido, lo cual hace que el proceso de negociación se encuentre abierto con varios meses de rastreo.

Este acto está creando una oportunidad para que las entidades puedan plantearse un endureciendo delante de las condiciones de financiación de las nuevas hipotecas a sus empleados, quienes en este momento se encuentran disfrutando de préstamos que son de un coste cero.

¿Qué sucede con el convenio del ahorro?

En dicho convenio, la patronal se ha ofrecido una propuesta de interés dentro de las nuevas hipotecas a sus empleados con un Euribor más 80 puntos básicos, lo cual su nivel actual de este índice comparativo, ha botado un interés que va al 0,5%.

Varias fuentes sindicales han declarado rechazar dicha propuesta  sobre todo esperan no empeorar las condiciones actuales “Aceptamos que haya un suelo en el precio de las hipotecas a empleados pero no mucho mayor que el de ahora. Es algo irrenunciable” ha declarado UGT.

Ahora bien, la hipótesis es que el banco llegue a efectuar el pago al empleado por la hipoteca que pertenece, lo cual no plantea en ninguna situación y se trata de un supuesto al cual la banca se ha negado duramente.

Santander y BBVA, sus empleados no pagan intereses, a diferencia de Bankia y CaixaBank solo cobran un suelo del 0,10%

Como sabemos bien, hay ciertas situaciones que ponen en riesgo los beneficios que poseen los empleados de las bancas, pero como hemos leído depende de diferentes circunstancias que aun se encuentran en disputa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *