Archivo del Autor: Susa

Los mejores tips para liberarte de las deudas

Liberarte de las deudas: 5 formas de eliminar las deudas de tu vida

La hipoteca de tu casa, así como el uso irresponsable de las tarjetas de crédito, pueden ocasionarte problemas financieros. Por esta razón, en este artículo te hablaremos sobre las diferentes formas de liberarte de las deudas, y con ello mejorar tus finanzas personales.

¿Cómo liberarte de las deudas?

Siguiendo estas sencillas recomendaciones te será más fácil eliminar tus deudas y comenzar tu camino hacia la libertad financiera.

Los préstamos personales

Mucha gente desconoce que los préstamos personales son un medio para liberarte de las deudas. Solo tienes que asegurarte de encontrar un préstamo personal que te ayude a pagar rápidamente todas las deudas de tu tarjeta de crédito.

Busca una institución financiera que te brinde tasas reales de préstamos pre-calificados sin afectar tu puntaje crediticio. Encuentra préstamos a bajo interés para cancelar todas tus tarjetas de crédito a la vez, ya que esto te permitirá ahorrar miles de euros en intereses.

Busca la ayuda de un profesional

Adelantarse a la deuda de tu tarjeta de crédito requiere identificar tus patrones de gasto e identificar áreas en las que puedes ahorrar dinero. Un consultor financiero calificado puede ayudarte a determinar cuánto dinero entra y sale cada mes. Esto incluye incluida la hipoteca o el alquiler, el seguro, los servicios públicos, los pagos con tarjeta de crédito, etc.

Si necesita ayuda para elegir un asesor financiero, en Internet encuentras servicios de búsqueda de asesores financieros, que te conectan con asesores financieros calificados en pocos minutos.

Opta por un seguro de coche más barato

Reducir tus mayores gastos es un enfoque fantástico para ahorrar dinero para el pago de deudas. Un ejemplo de ello es el seguro coche, ya que solo con comparar las pólizas de seguro puedes ahorrarte cientos de euros.

Anteriormente, comprar una nueva póliza solía llevar una eternidad. Tenías que llamar al seguro, enviar mucha información sobre ti y tu coche, y no había ninguna promesa de que obtendrás un mejor precio. Hoy en día, encontrar pólizas de seguro de coches baratas es muy fácil a través de Internet.

Ahorra dinero al comprar

Otra estrategia para liberarte de las deudas es ahorrar dinero. Y lo mejor es que puedes ahorrar dinero cada vez que vayas de compras. Es difícil obtener la mejor oferta al comprar en línea. Es posible que te sientas frustrado incluso antes de haber comprado algo, ya que has comparado precios y buscado códigos de cupón. Sin embargo, existe un enfoque mejor.

Puedes utilizar la plataforma Honey para encontrar cupones de descuento en más de 30,000 sitios web en Internet. Funciona como un asistente de compras gratuito, que aplica los mejores códigos de promoción y descuentos a tu carrito de compras en segundos con solo un clic. Gracias a esto es posible que ahorres un promedio de 126€ por año.

Usa tarjetas de crédito con 0% de intereses

También puedes liberarte de las deudas utilizando tarjetas de crédito 0 intereses. Algunas de estas tarjetas de crédito no ofrecen intereses en compras nuevas hasta por 18 meses. En consecuencia, la elección es sencilla, asegúrate de utilizar una de estas tarjetas para evitar endeudarte y maximizar tus ahorros.

Malos hábitos con el dinero

Malos hábitos con el dinero que afectan tus finanzas

Los malos hábitos con el dinero pueden afectar tus finanzas personales y ocasionarte graves problemas financieros. Desarrollar rutinas saludables nos permite enfocarnos en las cosas que requieren mayor atención.

Sin embargo, a medida que intentes poner tus finanzas en orden, es probable que descubras que los hábitos antiguos y contraproducentes están impidiendo tu progreso. Algunos de ellos te servían antes, pero hoy te impiden progresar. Otros siempre han sido poco confiables.

¿Cuáles son los malos hábitos con el dinero que afectan tus finanzas?

Es más fácil mejorar tu situación financiera si rompes los malos hábitos con el dinero. A continuación te compartimos algunos malos hábitos con el dinero y cómo romperlos.

Tener saldo en la tarjeta de crédito

Supongamos que estás pagando un saldo de 5,000€ en una tarjeta con una tasa de interés del 15%. Si simplemente pagas el pago mínimo cada mes, cancelar la deuda te llevará décadas y te costará cientos de euros en intereses.

En lugar de esto, adopta el hábito de invertir todo el dinero que te sobra en el pago de la deuda de tu tarjeta de crédito. Haz un plan para hacer frente a todas tus otras deudas, si tienes alguna. Desarrolla el hábito de pagar tu monto total todos los meses, sin excepciones.

No comprar servicios mensuales

Con suerte, buscaste pólizas de seguro antes de registrarte. Suponemos que seguiste el mismo procedimiento con tus suscripciones de teléfono, Internet y cable. Sin embargo, si no verificas los precios todos los años, puedes estar perdiendo ahorros con estos servicios.

Lo mejor que puedes hacer es invertir algo de tiempo y esfuerzo en mejorar tu situación financiera. Dedica de 30 a 60 minutos cada año a buscar precios por servicios mensuales. Mantén un registro del nombre, el número de cuenta y el monto del pago mensual de cada empresa para facilitar las cosas.

No financiar un plan de jubilación

Hay muchas razones para posponer el ahorro para la jubilación. Sin embargo, ninguna de estas excusas te ayudará si llegas a la edad de jubilación con muy pocos ahorros. Además, estás desperdiciando dinero todos los meses si no aprovechas las contribuciones de contrapartida de tu empleador a un plan de jubilación.

Comienza a prestar atención a tus fondos de jubilación y haz de esto un hábito. Si no puedes hacer un gran aumento en tu contribución mensual a tu plan en este momento, invierte un 1% por mes. Examina el rendimiento de tus inversiones y ajusta tu cartera una vez al año.

Ignorar los cupones y los sitios de ofertas

Estás gastando de más si no usas cupones y no monitoreas los sitios de ofertas diarias. Sin embargo, cuando compres algo con descuento, debes mantener la disciplina para evitar sabotear tus buenas intenciones con compras impulsivas.

Construye un mejor hábito abordando los hábitos negativos uno a la vez. Utilice solo un sitio de descuento o cupón a la vez. Todos los días, por ejemplo, en muchas páginas de ofertas, hay nuevas ofertas y cupones para ropa, zapatos, productos electrónicos, herramientas y más.

Vivir sin un fondo de ahorro

Las emergencias ocurrirán inevitablemente, por lo que si no estas preparado para afrontarlas puedes sufrir financieramente. Lo mejor es crear un fondo de ahorro haciendo algunas horas extras en el trabajo cada semana, o buscando un segundo trabajo de medio tiempo.

Consejos para incrementar tu patrimonio y generar más riqueza

¿Cómo incrementar tu patrimonio y generar más riqueza?

El indicador más claro de tu bienestar financiero es precisamente tu patrimonio neto. En pocas palabras, esto es la diferencia entre tus activos, es decir, cuentas de inversión, ahorros para la jubilación y bienes raíces, y tus pasivos. como deudas hipotecarias, deudas de tarjetas de crédito y otros préstamos. ¿Quieres saber cómo incrementar tu patrimonio y generar más riqueza? A continuación hablamos de ello.

Lo primero que debes entender es que tu patrimonio neto es fundamental para determinar cuánta deuda tienes y cómo esa deuda afectará tu riqueza futura. Tu patrimonio neto también te ayuda a identificar áreas clave en tu economía familiar que debes abordar lo antes posible.

Consejos para incrementar tu patrimonio y generar más riqueza

Si ya evaluaste tu patrimonio neto y descubriste que es más pequeño de lo que pensaba, o que necesitas comenzar a aumentarlo de inmediato, existen algunos pasos básicos que puedes seguir para incrementar tu patrimonio y generar más riqueza.

Analiza tus pasivos y paga tus deudas

Este es uno de los métodos más sencillos para aumentar su patrimonio y generar más riqueza. Simplemente tienes que examinar todas tus pasivos a fondo y tratar de reducirlos o eliminarlos por completo.

Los préstamos para estudiantes, deudas de tarjetas de crédito, préstamos para vehículos e hipotecas, etc, se encuentran entre tus pasivos. Sin embargo, asegúrate de pagar primero las deudas con las tasas de interés más altas y luego pasa a las facturas con tasas de interés más bajas.

Ten en cuenta que una carga de deuda más baja equivale a un patrimonio neto mayor y viceversa.

Analiza e incrementa tus activos

Calcula el valor total de tus activos y cómo esperas que ese valor fluctúe con el tiempo. En consecuencia, analiza lo siguiente:

  • ¿Está aumentando o disminuyendo el valor de tus activos?
  • ¿Cuál es el valor de tu vivienda en términos de equidad?
  • ¿Cómo les va ahora a tus propiedades de alquiler y cómo crees que les irá en el futuro?
  • ¿Cómo están tus inversiones en acciones, bonos, fondos mutuos y fondos de jubilación?

Responder a estas preguntas puede ser abrumador, por lo que es buena idea buscar la orientación de un experto en finanzas para aclarar tu panorama financiero. Solo recuerda que cuando aumentas tus activos y reduces tu deuda, tu patrimonio neto se incrementará automáticamente.

Reduce tus gastos

Recortar tus gastos es una excelente estrategia para incrementar tu patrimonio y generar más riqueza. Por lo tanto, examina tus gastos actuales para ver si hay áreas en las que puedas ahorrar dinero.

No olvides que cuanto menos dinero gastes, más dinero acumularás en tu patrimonio neto. Además, limitar el uso de tarjetas de crédito a favor del efectivo es una excelente forma de comenzar a gastar menos. Las tarjetas de crédito son responsables de una gran parte de la deuda no gestionada.

Descubre nuevas fuentes de ingresos

Obtener ingresos adicionales de una variedad de fuentes puede ser de gran ayuda para incrementar tu patrimonio y generar riqueza. No solo te ayudará a pagar tus deudas más rápido, sino que también eliminará tu deseo de pedir prestado con frecuencia.

Un segundo trabajo, la venta de productos en línea, o un nuevo emprendimiento a tiempo parcial, pueden ayudarte a complementar tus ingresos. Hay una gran cantidad de opciones disponibles; solo tienes que seleccionar la que mejor funcione para ti.

Consejos para mejorar la economía familiar

Consejos para mejorar la economía familiar

Tus finanzas personales son una parte importante de tu vida y la de tu familia. En consecuencia, saber cómo sacarle el máximo provecho a tu dinero es clave. A continuación te compartimos algunos consejos para mejorar la economía familiar, que te ayudarán a obtener el máximo beneficio de tu dinero.

Si sigues todos estos consejos, podrás presupuestar de manera más eficaz y lograr tus objetivos financieros personales. Además, las siguientes sugerencias pueden ayudarte a reconsiderar cómo usas el dinero y hasta dónde puede llevarte.

Consejos para mejorar la economía familiar

Como ya se mencionaba, las siguientes son algunas de las principales estrategias financieras que puedes aplicar para mejorar tu vida y ahorrar más dinero.

Establecer un presupuesto

Un presupuesto es vital para la economía familiar, ya que determina cuánto esperas gastar durante un cierto período de tiempo. Lo genial de esto es que no te esforzarás por conseguir dinero extra si tienes un presupuesto ya que sabrás cuánto dinero necesitarás.

Además, establecer un presupuesto también te permite establecer límites de gasto. Por ejemplo, si solo planeas utilizar un servicio durante un trimestre del año, no debes pagar una suscripción anual, ya que esto se consideraría un gasto excesivo.

Analiza y reduce tus gastos

Otro de los mejores consejos para mejorar la economía familiar se relaciona con los gastos. Es decir, debes examinar el historial de gastos en el hogar, y realizar los cambios necesarios para eliminar los productos que no consideran esenciales. Todo ese dinero excesivo que se gasta en entretenimiento, por ejemplo, puede destinarse al pago de deudas.

Elige la cuenta de ahorro adecuada y comienza ahorrar ¡ya!

Es importante que elijas la cuenta bancaria correcta para que puedas ahorrar y gastar dinero de manera adecuada. Una cuenta corriente también te ayudará a realizar un seguimiento de tus gastos y evitar perder de vista tus gastos mensuales.

Por otra parte, es fundamental que comiences a ahorrar tan pronto como puedas y asegúrate de tener algo de dinero reservado en todo momento. Los ahorros se acumularán con el tiempo y ni siquiera notarás la dificultad de comenzar. Esto será muy beneficioso para tu situación financiera y la de tu familia.

Encuentra formas de invertir tu dinero

De muy poco sirve tener dinero, si no logras que ese dinero trabaje para ti. Por lo tanto, asegúrate de buscar sitios donde puedas poner tu dinero a trabajar para ti y obtener ganancias con ello. Es posible que la inversión no produzca beneficios inmediatos, pero dará sus frutos a largo plazo. ¿No sabes por dónde empezar? Algunas opciones incluyen:

  • Invertir en la bolsa de valores
  • Invertir en bienes raíces
  • Tener tu propia empresa.
  • Préstamos entre pares

Evitar la compras impulsivas

Nada puede lacerar más la economía familiar que las compras compulsivas. En consecuencia, aprende a prevenir las compras impulsivas para mejorar tu disciplina financiera. Este es un comportamiento que se ha relacionado con el fracaso de numerosos objetivos financieros.

Podrás redirigir tus finanzas a mejores usos que te beneficiarán a largo plazo una vez que hayas aprendido a controlar el impulso por comprar. Cuando aprendas a resistir las compras impulsivas e inviertas en objetivos financieros a largo plazo, tu economía familiar mejorará significativamente.

El pago de la hipoteca

Pago de la hipoteca ¿Qué porcentaje de tus ingresos debes destinar?

El pago de la hipoteca esta determinado en gran parte por tu salario. Por un lado, es posible que desees explorar cuánto puedes pedir prestado con tu salario actual. Seguramente también desees calcular cuánto dinero necesitarás para financiar la casa que realmente quieres.

En cualquier caso, este enfoque te ayudará a determinar qué porcentaje de tus ingresos debes destinar al pago de la hipoteca.

El pago de la hipoteca, ¿cuánto de lo que ganas debes destinar?

Primero que nada es importante definir qué es el pago de la hipoteca. En este sentido, la cantidad que pagas al banco por el préstamo de tu casa o propiedad, incluidos el capital y los intereses, se conoce como pagos de hipoteca.

Sin embargo, los impuestos sobre la propiedad o los bienes inmuebles pueden incluirse en estos pagos, lo que aumentará la cantidad a pagar. Además, el pago de la hipoteca generalmente cubre el capital, los intereses, los impuestos y el seguro.

Muchos propietarios realizan pagos mensuales. Sin embargo, existen otras opciones, como una vez cada dos semanas o dos veces al mes.

Los métodos más recomendables

Existen algunos métodos diferentes para determinar cuánto de tus ingresos deberías destinarse al pago de la hipoteca. Al final, lo que puedes pagar, está determinado no solamente por tus ingresos, también por tus circunstancias, metas financieras y deudas actuales.

Aquí hay un par de métodos saber qué porcentaje de tus ingresos destinar al pago de la hipoteca:

La regla del 28%

  • La regla del 28% indica que el pago de la hipoteca no debe superar el 28% de tu ingreso bruto mensual (por ejemplo, capital, intereses, impuestos y seguro).
  • Solo tienes que multiplicar tu ingreso bruto mensual por 0.28 para averiguar cuánto puedes pagar con este método.
  • Por ejemplo, multiplica 10,000€ por 0.28 para obtener 2,800€ si ganas 10,000€ cada mes.
  • En el anterior ejemplo, el pago mensual de tu hipoteca no debe superar los 2,800€.

La regla del 35% / 45%

  • Tu deuda mensual total, incluyendo el pago de la hipoteca, no debe ser más del 35% de tus ingresos antes de impuestos.
  • Tampoco debe ser más del 45% de tus ingresos después de impuestos.
  • Calcula tu ingreso bruto antes de impuestos y después multiplica por 35% para ver cuánto puedes pagar con este método.
  • Luego, después de deducir los impuestos, multiplica tu ingreso bruto mensual por un 45%.
  • El rango entre estas dos cantidades es la cantidad que puedes destinar al pago de la hipoteca.

¿Cómo determina el banco lo que puedes pagar?

Los prestamistas suelen tener en cuenta tres factores para determinar lo que puedes pagar: ingreso bruto, relación deuda-ingreso y puntaje crediticio. El ingreso mensual bruto es la suma de todos tus sueldos, salarios, pago de intereses, antes de deducciones.

La relación deuda-ingresos representa la cantidad de dinero que ganas, frente a la cantidad de deuda que tienes. Para conocer este dato tienes que sumar todas tus cuotas mensuales, dividir esta cifra por tu ingreso mensual bruto, y multiplicar por 100.

En cuanto al puntaje crediticio demuestra si eres capaz de manejar una mayor cantidad de deuda. Sin embargo, diferentes hipotecas tienen distintos requisitos de puntaje crediticio, por lo que primero debes consultar con tu banco al respecto.

Diferencias entre deuda buena y deuda mala

Deuda buena y deuda mala, ¿cuál es la diferencia?

Contrario a lo que muchos piensan, no todas las deudas son iguales. Algunas deudas, de hecho, realmente te ayudarán a largo plazo. En este artículo veremos cuál es la diferencia entre deuda buena y deuda mala.

En teoría, por lo menos, la deuda que te ayuda a aumentar tu patrimonio neto es algo positivo. Por ejemplo, una hipoteca que puede ayudarte a convertirte en el propietario de una vivienda.

Alternativamente, los préstamos estudiantiles se pueden utilizar para pagar tu educación universitaria y, con suerte, obtener un empleo mejor pagado. Otro indicador de buena deuda es la presencia de términos más ventajosos, como tasas de interés fijas bajas.

Diferencias entre deuda buena y deuda mala

Sin embargo, la llamada deuda buena puede ser perjudicial si te impide alcanzar tus objetivos, como por ejemplo, los ahorros para tu jubilación. Además, los pagos son tan caros que no puedes pagar tus otras facturas. Por ello, se recomienda pedir prestado solo cuando sea absolutamente necesario. Si te excedes, tu deuda se vuelve inútil.

Las tarjetas de crédito, por ejemplo, son ejemplos de deudas con altas tasas de interés que hacen poco por mejorar tu situación financiera. En cambio, lo aprisionan en un ciclo de acumulación de deudas y con suerte, de pago.

Por supuesto, mantener un equilibrio cuesta mucho dinero. Eso no quiere decir que no debas tener una tarjeta de crédito, especialmente si deseas ganar puntos. Sin embargo, debes tener cuidado con la forma en que la empleas.

¿Qué es una deuda buena?

Si usas la deuda de manera responsable y puedes pagarla, puede ser una buena inversión en tu futuro financiero. De hecho, la deuda buena esta diseñada para colocarte en una mejor posición financiera, de lo que estaba antes de asumirla, una vez pagada. Esta forma de deuda no debería causar problemas económicos ni preocupaciones.

Algunos de los beneficios de la deuda buena incluyen:

  • Te ayuda a construir o mejorar tu historial crediticio
  • Puedes acceder a exenciones fiscales
  • Te brinda la oportunidad de generar equidad
  • Además, existe un retorno de la inversión.

Sin embargo, también tiene riesgos, como la pérdida de valor de una propiedad debido a un desastre natural inesperado.

¿Qué es la deuda mala?

La deuda mala es solo una solución a corto plazo para tus problemas financieros y no proporciona un retorno de la inversión adecuado. Es probable que este tipo de deuda mala cause estragos en tus finanzas y te someta a mucho estrés.

La deuda es considerada mala cuando existen altas tasas de interés, no es asequible, y tampoco cuenta con planes de pago realistas. Una diferencia importante entre deuda buena y deuda mala, es que esta última hace que tu relación deuda-ingresos, sea demasiado alta.

Lo peor de todo, es que la deuda mala termina impactando negativamente tu historial crediticio. Los préstamos de día de pago, los préstamos de anticipo en efectivo y ciertos tipos de préstamos personales son ejemplos de deudas malas.

Estas deudas son arreglos costosos a corto plazo que no te ayudan a mejorar tu situación financiera. Lo que realmente puedes pagar y cómo afectará tu salud financiera, determina si una deuda es buena o perjudicial.

Hipoteca Joven de Unicaja Banco

Hipoteca Joven de Unicaja Banco: Características y requisitos

Aquí en Cálculo de Hipoteca nos gusta mostrarte la oferta inmobiliaria más destacada de los principales bancos. Anteriormente te hablamos sobre las Hipotecas Cajamar, y ahora te compartimos la información más relevante sobre la Hipoteca Joven de Unicaja Banco.

Este es un préstamo hipotecario que como su nombre lo indica, esta destinado a los jóvenes en busca de una vivienda. A continuación te decimos cuáles son sus principales características, y los requisitos que debes cumplir para acceder a dicha hipoteca.

Característica de la Hipoteca Joven de Unicaja Banco

La Hipoteca Joven de Unicaja Banco ofrece condiciones especiales por el simple hecho de ser joven. Los interesados pueden solicitar y beneficiarse de estas condiciones, siempre y cuando no superen los 35 años de edad.

Otra característica de esta hipoteca es que se pueden realizar cancelaciones anticipadas de hasta 300€. En otras palabras, los titulares de la hipoteca podrán hacer reembolsos parciales anticipados y elegir si desean reducir las mensualidades, o en su caso la cuota.

Pero eso no es todo, con esta Hipoteca Joven de Unicaja Banco tienes hasta 30 años para devolver tu préstamo hipotecario. Esto siempre que se trate de tu primera vivienda, además que podrás pagar en cuotas mensuales.

Al igual que muchas otras hipotecas, la Hipoteca Joven de Unicaja Banco te permite financiar hasta el 80% del valor de la vivienda. Lo anterior, siempre que esta sea tu primera vivienda.

Además, Unicaja Banco te ofrece beneficios adicionales al contratar productos y servicios de dicha entidad. Por ejemplo, domiciliar tu nómina, consumos de tarjetas, o recibos. También puedes acceder a estos beneficios al contratar un seguro de vida, de hogar, o de incapacidad temporal, o por desempleo.

¿Cuáles son los requisitos?

El requisito más importante de la Hipoteca Joven de Unicaja Banco es que ninguno de los titulares del préstamo hipotecario, debe tener más de 35 años. Por otro lado, esta es una hipoteca únicamente para la compra de vivienda, residentes en España, personas físicas, así como ingresos y patrimonio en euros.

Otros requisitos incluyen:

  • Contratar una cuenta corriente de Unicaja Banco.
  • También debes contratar un seguro de daños para potenciales daños que pueda sufrir la vivienda.
  • Además, debes ser capaz de demostrar capacidad de pago.
  • Tener ingresos estables, así como un nivel de endeudamiento por debajo del 35%.

¿Qué documentos debes aportar?

Para contratar la Hipoteca Joven de Unicaja Banco es necesario presentar la siguiente documentación:

  • Las 3 nóminas más recientes, además del contrato de trabajo.
  • También debes aportar el certificado de prestaciones sociales, así como tu informe de vida laboral.
  • Se te pide la última declaración del IRPF.
  • En caso de ser empresario, debes presentar los últimos pagos fraccionados del IRPF, así como la declaración del IVA.
  • Los extractos de cuentas en otros bancos.
  • El último recibo de alquiler pagado.
  • La acreditación del pago de cotización al régimen de autónomos, en caso de que seas empresario.
  • También se te pide un certificado de estar al corriente con tus obligaciones tributarias y con la Seguridad Social.
  • Además de la tasación, debes aportar las notas simples actualizadas de los bienes, así como del inmueble a hipotecar.
  • El informe de la Central de Información de Riesgos del Banco de España (CIRBE).

¿Qué es el impuesto sobre bienes inmuebles?

¿En qué consiste el Impuesto sobre Bienes Inmuebles?

La definición del impuesto sobre Bienes Inmuebles IBI indica que este es un impuesto de carácter municipal, el cual grava la propiedad de una vivienda. Sin embargo, ¿sabes realmente en qué consiste el Impuesto sobre los Bienes Inmuebles?

A continuación te hablamos sobre este tipo de impuesto sobre la propiedad en España. También veremos en qué consiste el impuesto sobre ingresos por arrendamiento, e incluso daremos un vistazo al impuesto de plusvalía.

Impuesto sobre Bienes Inmuebles

En España, como en muchos otros países, existe lo que se conoce como Impuesto sobre Bienes Inmuebles. Se trata de un tipo de impuesto ineludible que se debe cubrir cuando una persona es propietaria de una vivienda.

Actualmente podemos encontrar varios impuestos sobre activos en España. Uno de ellos es el impuesto sobre el patrimonio, el cual incluye todos los bienes, como lo son la vivienda, además de saldos bancarios, activos comerciales, participaciones sociales y títulos de renta fija.

Por otro lado, el impuesto sobre la propiedad o Impuesto sobre Bienes Inmuebles, hace referencia en particular a los bienes inmuebles. Como se dijo al inicio, es un impuesto municipal que se debe cubrir cada y que debe ser cubierto por el titular de la propiedad.

Su cálculo se realiza en base al valor catastral de la propiedad, mismo que es determinado por el precio de compra, las condiciones, las dimensiones, entre otros aspectos.

Impuesto sobre la renta de no residentes

También se aplica un impuesto calculado sobre los bienes inmuebles residenciales no arrendados. Esto es a todos los bienes inmuebles que han sido destinados para un uso residencial, como es el caso de la segunda vivienda, la cual no se arrienda cuando se usa.

En este caso el cálculo de dicho impuesto se realiza aplicando un gravamen de 19% para residentes de la UE, Noruega, e Islandia. Para los residentes en otros países, se aplica un 24%. En ambos casos el impuesto es sobre el arrendamiento del 1.1% o0 2% del valor imponible de la propiedad o valor catastral.

Los ingresos por arrendamiento también se gravan

Hablamos en este caso del Impuesto sobre ingresos por arrendamiento. Es decir, todos los ingresos que se perciban por concepto de arrendamiento de bienes inmuebles en España y por parte de no residentes, están sujetos a impuesto.

Para quienes son residentes de la UE, Noruega e Islandia, el impuesto que se debe cubrir es del 19%, el cual es aplicable a todos los ingresos netos por arrendamiento.

¿En qué consiste el impuesto de plusvalía?

Cuando se lleva a cabo la venta de una vivienda, surgen dos tipos de impuestos de plusvalía. El primero de ellos es el impuesto sobre la diferencia del precio de venta y el precio de compra. Esto más los gastos e impuestos que correspondan a la compra de la vivienda.

Por otro lado, también se encuentra el impuesto de plusvalía municipal, el cual es determinado por el ayuntamiento. Todo ello de acuerdo con el valor catastral de la vivienda, así como por la cantidad de años durante los cuales el vendedor fue propietario del inmueble.

A todo lo anterior se le debe sumar la prestación de declaraciones de la renta. Sin embargo, esta declaración le corresponde presentarla al contribuyente residente de España.

Hipotecas Cajamar

Hipotecas Cajamar: Conoce las hipotecas de Caja Rural Cajamar

Anteriormente hablamos sobre las Hipotecas NARANJA ING, disponibles a tipo fijo, mixto y variable. En esta ocasión veremos las principales características y condiciones de las Hipotecas Cajamar.

Por lo tanto, si estas considerando solicitar un préstamo hipotecario, es buena idea echar un vistazo a lo que ofrece Caja Rural Cajamar. En la actualidad cuenta con varias opciones de préstamos hipotecarios, para que elijas el que mejor satisfaga tus necesidades.

¿Cuáles son las Hipotecas Cajamar?

Caja Rural Cajamar tiene una oferta hipotecaria atractiva que consiste en la hipoteca Casas con HipotecON, y la hipoteca a tipo Fijo o Mixto. Adicionalmente, la entidad te permite convertir tu hipoteca actual en un préstamo hipotecario HipoteCON.

Casas con HipotecON

Una de las características más relevantes de estas Hipotecas Cajamar es que no cobran comisión de apertura. Además, es un préstamo hipotecario diseñado para que lo puedas contratar en cualquier oficina de la entidad, o directamente a través de Internet.

Los requisitos para contratar la hipoteca HipotecON son los siguientes:

  • En primer lugar, necesitas seleccionar alguna de las viviendas disponibles en Cajamar.
  • A continuación, debes demostrar que percibes ingresos recurrentes con los que puedas hacer frente a la financiación.
  • También es requisito indispensable que tengas un excelente historial crediticio.
  • Finalmente, es necesario que cuentes con posibles garantías o avales.

Por lo que respecta a las condiciones de este tipo de Hipotecas Cajamar, la entidad ofrece TIN fijo de 1.50%, con TAE desde 2.48%. Lo anterior cumpliendo con las condiciones de bonificación a plazo de 25 años.

En caso de que no cumplas con dichas condiciones, entonces el banco te ofrece TIN fijo de 2.50%, y TAE desde el 2.72%. Para poder beneficiarte del tipo de interés bonificado, Cajamar te pide que mantengas el 1% del total del préstamo en aportaciones al capital social del banco.

Además, debes escoger cualquiera de los dos Packs disponibles, en donde te beneficias de una bonificación máxima del 1%. Cabe destacar que la revisión de las condiciones de bonificación se llevarán a cabo cada año, durante todo el tiempo que dure el préstamo.

Hipotecas Cajamar Tipo Fijo o Mixto

Esta es otra de las Hipotecas Cajamar que igualmente esta disponible sin comisión de apertura. La puedes contratar en cualquier oficina de Caja Rural Cajamar, o a través de la Banca Online de dicha entidad.

Si deseas contratar esta hipoteca debes cumplir los siguientes requisitos:

  • Los ingresos familiares deben superar los 3,000€ mensuales.
  • Además, es obligatorio que la vivienda sea tu vivienda habitual.
  • Por supuesto requieres de un buen historial crediticio, es decir, no debes tener ninguna deuda pendiente.
  • Finalmente, el importe a financiar debe estar por encima de los 60,000€.

Con las Hipotecas Cajamar HipotecON Mixto, no existen modificaciones en la cuota hipotecaria durante los primeros 10 años. Si cumples con las condiciones de bonificación, Cajamar te ofrece TIN Fijo de 1.50% los primeros diez años, y después Euríbor +0.50%. La TAE variable es de 2.45%.

Si no cumples con las condiciones de bonificación, la entidad te ofrece TIN Fijo de 2.50% durante los primeros diez años; después se aplica Euríbor +1.50%. En este caso la TAE Variable es de 2.71%.

Del mismo modo, las Hipotecas Cajamar Mixta requieren que mantengas el 1% del total del préstamo en aportaciones al capital social de Cajamar, así como escoger cualquiera de los packs que ofrece la entidad.

¿Cuáles son las ventajas de alquilar un piso?

Ventajas de alquilar un piso, en lugar de comprar una casa

A menudo hablamos de las ventajas de ser propietario de una vivienda, pero ¿qué pasa con el alquiler? Muchas personas, especialmente los jóvenes, tienen este debate entre alquilar y comprar una propiedad, y es un dilema comprensible. ¿Cuáles son las ventajas de alquilar un piso?

Tanto alquilar como ser propietario tiene beneficios e inconvenientes, y estos aspectos siempre deben tenerse en cuenta a la hora de tomar una decisión importante, ya sea comprar una casa o firmar un contrato de arrendamiento.

¿Cuáles son las ventajas de alquilar un piso?

El alquiler y la compra son inversiones financieras importantes, aunque generalmente se realizan de diferentes maneras y en diversos grados. Entonces, ¿dónde supera el alquiler a la propiedad de una vivienda?

Sigue leyendo y averigua cuáles son las ventajas de alquilar un piso, en lugar de comprar una casa.

El alquiler es mucho menos costoso por adelantado

El alquiler viene con su propio conjunto de desafíos financieros, incluidos los depósitos de seguridad, el primer y último mes de alquiler al momento de la firma y costos de solicitud no reembolsables. Aun así, todos estos “inconvenientes” palidecen en comparación con el sustancial pago inicial y los costos de cierre requeridos.

Si bien tu alquiler mensual puede ser un poco más alto que el costo de una hipoteca, no tendrás que preocuparte por pagar los impuestos a la propiedad o el mantenimiento de la vivienda. Esta es una de las principales ventajas de alquilar un piso.

Tienes más flexibilidad y libertad

Una de las ventajas más importantes de alquilar un piso frente a comprar una casa, es la libertad que ofrece. ¿Quieres empacar tus pertenencias y mudarte al otro lado del país? Es mucho más fácil y rápido romper un contrato de arrendamiento que vender una casa.

Además, el alquiler establece parámetros claros en los que puedes basar las principales decisiones de estilo de vida. Muchas personas aprecian el hecho de que solo tienen que aguantar su condición de vida y / o ubicación durante un año más o menos si cambian de opinión.

Alquilar un piso no es demasiado arriesgado

Comprar una propiedad es una inversión que conlleva cierto riesgo. No tienes que preocuparte por el colapso del mercado, o por una reparación de la casa costosa e inesperada que borre tu cuenta de ahorros cuando alquilas un piso. El mayor riesgo en el que incurres al alquilar un piso es generalmente si estarás satisfecho o no con el lugar que alquilaste. La mayoría de las personas pueden permitirse el lujo de aceptar esa oportunidad.

Las reparaciones no son tu problema

Es otra de las ventajas de alquilar un piso. Es decir, ¿Hay una fuga en el inodoro? ¿Está deformada la moldura de la ventana? Todas estas reparaciones, y los costos asociados con ellas, son responsabilidad de tu arrendador, no tuya.

Es posible que te veas obligado a contribuir a la reparación de los problemas que fueron causados como resultado directo de tus acciones. Dependiendo de tu contrato de arrendamiento, esto no debería ser un problema si cuidas bien tu área de vivienda. Además, llamar a tu arrendador para solicitar una reparación es mucho menos doloroso que llamar y pagar a una empresa de reparación por tu cuenta.

¿Cómo evitar el fraude financiero?

Fraude financiero: ¿Cómo evitarlo y proteger tu dinero?

Podrías perder los ahorros que tanto te costó ganar si eres víctima de un fraude financiero. Comprender cómo proteger tus ahorros y activos es un aspecto importante de una buena gestión financiera.

Desafortunadamente el riesgo de un fraude financiero existe en prácticamente cualquier tipo de negocio. Ya sea que quieras invertir en el sector inmobiliario, o comprar viviendas como inversión.

¿Cómo evitar el fraude financiero y proteger tus ahorros?

A continuación te compartimos una serie de recomendaciones de seguridad financiera para evitar ser víctima de un fraude financiero.

Protege tu información personal

Tus datos de usuario, contraseñas y números PIN tienen una alta prioridad de seguridad. Puedes utilizar esta información para obtener dinero y activos de tus bancos e inversiones. Por lo tanto, debes asegurarte de mantener toda esa información privada y segura. También debes cambiar tus contraseñas y números PIN de forma regular.

Además, nunca debes revelar tu información personal a extraños. Los bancos y las firmas de corretaje, así como la policía, nunca te llamarían para pedirte tus contraseñas y códigos PIN. Tampoco te enviarán correos electrónicos con enlaces sospechosos.

Seguridad en línea

Con el advenimiento de la banca, el comercio y las transacciones en línea, Internet se ha convertido en un terreno de caza favorito para los estafadores. Las tácticas comunes que se utilizan para obtener tu información de banca online incluyen sitios web fraudulentos y correos electrónicos falsos.

Tus propios hábitos en línea pueden ayudarte a evitar ser víctima de un fraude financiero. Solo tienes que asegurarte de tener instalado un sistema operativo y navegador web recientes. También debes utilizar un software antivirus más actualizado para proteger tu ordenador y dispositivos móviles.

Mantente atento a las estafas

Ten cuidado con las artimañas y los engaños en los que ya han caído muchos. Presta atención a los mensajes de prevención de estafas y comparte esa información con las personas que no leen periódicos ni ven televisión, especialmente con los ancianos, que son un objetivo común de los estafadores.

Ten cuidado con las transferencias de dinero

El tipo de fraude financiero más común es la suplantación de identidad. Alguien o una institución puede acercarse a ti diciendo que representa a una empresa financiera o al gobierno, pero en realidad quieren extorsionarte. Los estafadores pueden comunicarse por teléfono, correo electrónico o mensajes de texto.

No confíes en el identificador de llamadas de tu teléfono, ya que los estafadores pueden utilizar la tecnología para hacer que sus llamadas parezcan ser de empresas u organizaciones reales.

Comprueba que sean quienes dicen ser, especialmente si te piden información personal o dinero. Puedes verificar su legitimidad poniéndote en contacto con la institución correspondiente.

No te dejes impresionar por los altos rendimientos

Un alto rendimiento de tu inversión suele ser demasiado bueno para ser verdad. Los estafadores confían en la avaricia de los inversores que se sienten atraídos por ganancias rápidas y agresivas, en la mayoría de los casos de fraude financiero.

Los esquemas piramidales y Ponzi, las inversiones no registradas, los pagarés, los productos básicos y otros fraudes financieros, con frecuencia explotan las “altas ganancias” para inducirte a invertir en negocios fraudulentos.

Por ello es importante saber con quién estás trabajando, e invertir solo con intermediarios financieros regulados, como bancos, casas de bolsa y asesores financieros.

¿Cómo vender tu casa rápidamente?

Vender tu casa rápidamente: Tips para vender tu casa más rápido

En este artículo te compartimos varios tips para vender tu casa rápidamente. Recordemos que la venta de una propiedad puede ser estresante, pero puede serlo mucho más si tienes prisa.

Hay algunas estrategias que puede utilizar para impulsar la comerciabilidad de tu casa, reducir su tiempo en el mercado y generar buenas ofertas. Lo anterior ya sea que necesites vender rápidamente para un nuevo proyecto, razones financieras o una crisis personal.

Consejos para vender tu casa rápidamente

A continuación te indicamos cómo vender tu casa rápidamente.

Limpia y ordena tu casa

Hay una variedad de tácticas para vender tu casa rápidamente, pero si tienes poco tiempo, es necesario hacer que el interior de tvivienda sea atractivo para tantos compradores como sea posible.

Por lo tanto, es buena idea conseguir una instalación de almacenamiento para almacenar cualquier artículo adicional o muebles enormes que hagan que las habitaciones parezcan estrechas, pequeñas o desordenadas.

También asegúrate que los armarios luzcan organizados, dejando suficiente espacio abierto para dar la apariencia de que la casa es muy amplia. Además, ten en cuenta que los compradores se distraen con los artículos personales como fotos familiares, recuerdos y artículos religiosos, ya que les dificulta verse viviendo en la casa.

No olvides limpiar los gabinetes de la cocina, los azulejos del baño y las alfombras en todas las áreas de la casa.

Elige tu estrategia de venta

Hay dos opciones de venta tradicionales: vender tu casa por cuenta propia o contratar un agente de bienes raíces. Si optas por la primera opción te ahorrarás dinero en comisiones. Sin embargo, si deseas vender tu casa rápidamente por tu cuenta, deberás estar listo para negociar como un profesional.

Contratar a un agente inmobiliario tiene la ventaja de saber lo que se necesitas para vender una casa rápidamente en tu ubicación. La preparación del contrato, las discusiones, la firma y el cierre se agilizarán. Sin embargo, tendrás que pagarle una comisión por sus servicios.

El precio de venta

Ponerle un precio competitivo a tu casa es una forma de acelerar el proceso de venta. El sobreprecio hará que pases más tiempo en el mercado y, de todos modos, es posible que termines vendiendo a un precio menor al final, simplemente te llevará más tiempo llegar a ese punto.

Al decidir el precio, piensa en lo que busca la mayoría de los compradores en tu área. Si anuncias tu propiedad por 399,000€, por ejemplo, aparecerás en los resultados de búsqueda de personas que buscan casa por menos de 400,000€. Sin embargo, si le anuncias un precio demasiado bajo, nunca aparecerás en los resultados de búsqueda.

Hazte cargo de las reparaciones sencillas

Aunque no tengas tiempo para renovaciones importantes, si puedes hacer reparaciones sencillas. Asegúrate de reparar las áreas donde la pintura luce deteriorada y corrige las baldosas sueltas.

También repara las manijas de las puertas, aprieta los grifos que gotean, y aplica una capa nueva de pintura en el interior. Cambia los artículos de iluminación muy antiguos y compra electrodomésticos que combinen.

Otros tips para vender tu casa rápidamente

Además de lo ya mencionado, otras cosas que puedes hacer para vender tu casa rápidamente incluyen:

  • Organizar y agregar atractivo al exterior
  • Contratar un fotógrafo profesional para hacer fotos de tu vivienda de calidad
  • Escribir una excelente descripción de tu casa